martes, 30 de julio de 2013

SDRC ¿PREVIENES O MALCURAS?


Entrada de @davidarsuextracto de su investigación preliminar para el trabajo del máster oficial en neurorrehabilitación.

La Asociación Internacional para el Estudio del Dolor (IAPS), en 1993 - Orlando, acuerda taxonomizar el término síndrome del dolor regional complejo (SDRC, CRPS por sus siglas en inglés). Se consideró "Regional" por la amplia distribución de la sintomatología alrededor del área comprometida. "Doloroso" por ser el dolor la característica principal de este cuadro, muchas veces desproporcionado con relación al evento causante. "Síndrome" ya que el conjunto de signos y síntomas del SDRC representa una serie de eventos correlacionados suficientes para ser designados como una entidad diferente y  "Complejo" por la naturaleza variada y dinámica de la presentación clínica con características inflamatorias, cambios autonómicos, motores, distróficos, sensitivos. Además esta característica hace referencia a un número de casos “curados” desconocido y con tendencia desfavorable, siendo sólo el 25-30% de todos los pacientes se recuperan totalmente, de acuerdo con el grado de severidad y su comorbilidad, sobre todo cuando aparece tendencia a rigidez en las articulaciones, contractura en las primeras etapas, síntomas motores (distonía, temblor y espasticidad), edema y afectación psicológica (1).
Otros estudios sugieren que a largo plazo, en general el pronóstico es favorable aun dejando secuelas en el 20-40% de los casos, aunque son de escasa relevancia, pero molestas para el paciente. Si el tratamiento se inicia precozmente, en los tres primeros meses de su aparición, podemos obtener una buena evolución de este cuadro clínico. Sin embargo, si lo demoramos, el trastorno se puede extender a toda la extremidad y generar cambios óseos y musculares, pudiendo llegar a ser irreversibles (2).
Un buen conocimiento patogénico de este síndrome permite establecer estrategias de prevención en sujetos con factores predisponentes y riesgo elevado (principalmente etiología traumática, procedimiento quirúrgico, post-ictus… entre otros).
Estudios indican que se puede prevenir en la mayoría de los pacientes reduciendo al mínimo la inflamación postoperatoria, mediante el control de dolor post-traumático, la promoción de la movilización activa temprana y tranquilizando al paciente.
Investigaciones recientes han demostrado la eficacia de la vitamina C en la prevención del SDRC. En un ensayo a doble ciego, prospectivo y multicéntrico, 416 pacientes con 427 fracturas de muñeca fueron asignados al azar al tratamiento con placebo o el tratamiento con 200, 500 o 1500 mg de vitamina C al día durante cincuenta días. Se analizó el efecto del sexo, la edad, el tipo de fractura, y las quejas relacionadas con el yeso en la aparición del síndrome de dolor regional complejo. Los resultados indican que se recomienda una dosis diaria de 500mg/día durante 50 días. (2, 3) Dada la inocuidad de su empleo y las evidencias disponibles respecto a las ventajas de su uso, la indicación de vitamina C debería ser considerada de forma rutinaria.

  1. Schawarzer A, Maier C. Guide to pain Management in low-resource settings. Complex Regional Pain Syndrome. IASP 2010;33:249-254
  2. Neira F, Ortega JL. El síndrome doloroso regional complejo y medicina basada en la evidencia. Rev. Soc. Esp. Dolor v.14 n.2 Narón (La Coruña) mar. 2007
  3. Zollinger PE et al. Can vitamin C prevent complex regional pain syndrome in patients with wrist fractures? A randomized, controlled, multicenter dose-response study. J Bone Joint Surg Am. 2007 Jul;89(7):1424-31.

martes, 23 de julio de 2013

"NEURORREHABILITACIÓN" - UNA RESEÑA



Des de la editorial Panamericana nos ofrecen el libro "Neurorrehabilitación: Métodos específicos de valoración y tratamiento" de Roberto Cano de la Cuerda y Susana Collado Vázquez. Bajo mi punto de vista contiene material muy bueno y puede considerarse un libro de referencia en neurorrehabilitación.
En su elaboración han participado un gran número de profesionales expertos en la materia y esto ha dado como resultado un libro muy completo y detallado, eso sí, para leerlo y estudiarlo con tranquilidad ya que hay mucha información.

Puntos a favor:
  • Distribución en 4 grandes bloques que siguen un orden lógico: aproximación a la patología neurológica y las ciencias de la neurorrehabilitación, control motor, metodologías de valoración y métodos específicos de intervención. 
  • Repaso anatómico orientado a la función y profundización en neurofisiología (neuroplasticidad y control motor)
  • Proporciona una gran cantidad de escalas de valoración. Tanto generales como específicas para un déficit o patología, incluso alguna comparativa.
  • Promueve el trabajo en equipo mediante un enfoque biopsicosocial que busca una mejor calidad de vida para el paciente 
  • Promueve la MBE, tanto por dedicarle un capítulo entero, como por toda la bibliografía recogida al final de cada capítulo.

Aspectos a mejorar:
  • La parte de los métodos de tratamiento, aunque es bastante completa, es demasiado teórica para mi gusto, aunque me suele pasar. Creo que algún vídeo o caso clínico como material complementario no habría estado de más.
  • Bastante enfocado a FTs y TOs. Hay partes (neurofisiología y tratamiento) que puede que otros profesionales no aprovechen tanto.

Para mí es pues un manual casi imprescindible y creo que el único tan completo en lengua castellana.

Si queréis leer alguna opinión más os dejo las de @tufisionet, @palomap3, @fisioenap y @samfrado



Ah, y recordad que si utilizáis el código BLOG10 al comprar cualquier libro en la web de Panamericana, tendréis un 10% de descuento, además de los gastos de envío gratuitos.

martes, 9 de julio de 2013

DEMASIADA PROSTITUCIÓN




Entrada sugerida por un lector anónimo para reivindicar/denunciar algunas de las situaciones poco agradables con las que a veces nos encontramos los fisioterapeutas.